Comparación entre el Nuevo Código y el antiguo Código De Procedimientos Penales.

Spread the love

El nuevo Proceso Penal, importa una dialéctica entre el pretensor de la persecución Penal (Fiscal), y la defensa del imputado, al primero de ellos le corresponde acreditar con pruebas suficientes la imputación delictiva que recae sobre el imputado, condición esencial para el acto de la condena y para lo solicitado por el persecutor del delito en lo referente a la solicitud de Prisión Preventiva y demás acciones que el Fiscal considere necesarias para el correcto desarrollo del Proceso Penal y que la justicia Penal pueda concretizar el Ius Puniendi estatal en el infractor de la norma jurídico-penal, por otra parte a la defensa le corresponde refutar y desvirtuar la hipótesis de incriminación del acusador público, a fin de reivindicar la libertad del imputado, en pleno uso del Derecho Constitucional de Contradicción. Y respeto al principio de Presunción de la Inocencia.

Mientras, que en el antiguo Proceso Penal, encontramos a la Policía Nacional como directora de la investigación, quien a su vez emitirá un atestado Policial, calificando el mismo en el Tipo Penal correspondiente a su antojo y libre valoración, para empeorar la investigación el Fiscal sustentará su acusación en lo referido en el Atestado Policial, utilizándolo  a su turno el Juez como arma principal de valoración para aplicar lo solicitado por la Fiscalía, plasmarlo en una resolución de condena. Consagrando de esta manera el Poder absoluto y parcializado del sistema Procesal Inquisitivo.

También, es necesario precisar que en el marco del Nuevo Proceso Penal, el Fiscal es el encargado de dirigir las diligencias Preliminares supervisando activamente el trabajo de investigación realizado por la Policía Nacional en el desarrollo de sus deberes y asumiendo la responsabilidad por mandato del nuevo ordenamiento procesal vigente, es adecuado señalar que el objetivo principal de las diligencias preliminares en el Nuevo Proceso, es encontrar indicios que establezcan luego de ser analizados correctamente presunción de participación, incriminando sólo por su existencia a determinadas personas, los que a su vez serán sustento y parte de la Tesis Incriminatoria Fiscal, dejando así al Juez limpio de todo conocimiento de las investigaciones realizadas para garantizar la imparcialidad de sus decisiones.

En el Antiguo Proceso Penal, encontramos al Juez participando activamente de las investigaciones y teniendo desde conocida la noticia del ilícito cometido pleno conocimiento de los hechos, lo cual desde el punto de vista normativo es inaceptable al no llegar el Juez a realizar una libre valoración de los elementos constituidos en la investigación, lo que sucederá a continuación es que se parcializará en sus decisiones y hasta participará de las audiencias cómo un persecutor del delito, contaminando de esta manera el proceso.

Es necesario mencionar la especial valoración que realiza el Juez al Atestado Policial, tomándolo como punto de referencia para todas las actuaciones procesales que se realicen en el proceso, hasta la emisión de resolución.

En el desarrollo del Nuevo Proceso Penal, se delimita las funciones de la Policía Nacional y se aclara la incertidumbre surgida a raíz de la mala interpretación del artículo N°166 de la Constitución Peruana, porantojadiza interpretación de la misma la Policía Nacional se irroga la responsabilidad de la Investigación y calificación del hecho cometido como lo podemos ver en el desarrollo del Antiguo Proceso penal.

Leave Comment

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *