MUELLES PARA CARGA GENERAL O CONVENCIONAL

En muchos puertos de países en desarrollo se emplea una gran cantidad de mano de obra para manejar carga en los muelles convencionales.

No obstante, cuando el manipuleo es ineficiente, la operación se vuelve muy costosa (cuantas más toneladas de carga general se manipulean, mayores son los ingresos para las autoridades portuarias) en comparación con el manipuleo de carga unitarizada o a granel.

Los productos que componen un lote de carga general (sacos, fardos, cajas, cajones, cartones, tambores, etc.) se estiban tradicionalmente en las bodegas de los barcos, como piezas separadas o paquetes, pese a que en las últimas décadas se les ha estado agrupando en estingas y paleta en varios puertos.

Por lo general, los rieles del ferrocarril llegan hasta los muelles para facilitar la movilización al interior del puerto o para el transporte de la carga hacia otros sitios fuera de él.

El equipo de manipuleo de carga es fundamental, en especial si la carga general está unitarizada. Cuando se trata de carga paletizada o de embalajes demasiado pesados para ser movilizados manualmente, se utilizan camiones con montacargas y grúas. La carga puede llegar al puerto en paletas o ser paletizada allí mismo.

En este caso, las paletas son izadas por los montacargas y apiladas en varios niveles, para ser luego movilizadas e izadas a bordo como unidades completas.

Las grúas de muelles van desde las 5 TM de capacidad hasta las llamadas grúas para carga extrapesada. La utilización de estas últimas sólo se justifica cuando se recibe un numero significativo de cargas muy pesadas en un mismo muelles.

Una solución puede consistir en colocar estos equipos en uno de los muelles del puerto para atender las necesidades de varios muelles convencionales en un puerto determinado.

Las grúas para cargas muy pesadas manejarse desde la plataforma flotante de la autoridad portuaria o por la grúa del equipo del buque.